lunes, marzo 12, 2007

ADÁN Y EVA XV

Bajo mis manos crece, dulce, todas las noches. Tu vientre manso, suave, infinito. Bajo mis manos que pasan y repasan midiéndolo, besándolo; bajo mis ojos que lo quedan viendo toda la noche.

Me doy cuenta de que tus pechos crecen también, llenos de ti, redondos y cayendo. Tú tienes algo. Ríes, miras distinto, lejos.

Mi hijo te está haciendo más dulce, te hace frágil. Suenas como la pata de la paloma al quebrarse.

Guardadora, te amparo contra todos los fantasmas; te abrazo para que madures en paz.

Jaime Sabines

2 comentarios:

Enrique dijo...

Jaime Sabines es grande... yo lo adoro.

(Mi Blog esta totalmente renovado, BTW...)

Mr. Mephisto dijo...

Sabines rulea y controla el veindario Latinoamericano!
Aunque he de decir que los escritos de Adan y Eva no son de mis favorito...aunque no dejan de ser buenos