viernes, mayo 02, 2008

Perreados de clóset

Estoy por comprobar que aquellos que presumen de antrería loca y alcoholismo extravagante, son perreados de clóset. Nunca lo aceptarán.

Conozco a alguien que ya ha envejecido y aún no lo acepta. Al perreado reprimido le pica la tranquilidad, porque se siente solo, solo solo (Como a los amorosos).

Este padecimiento sólo puede disfrazarse en las grandes ciudades, donde se pueden confundir con la gente que realmente disfruta de estar en cualquier lado. Pero aquí en Mexicalindo, no es tan fácil, pero como nadie habla de ello, todo se deja pasar.

Un recorrido por los antros; donde hay pochos visitando el país porque creen que aquí nadie es aburrido, otro recorrido por los antros. Hay que ir a Sanfelo. Hay que ir a... porque si no... ¿Qué dirían si nos quedamos el viernes por la noche en la casa?

GP- Sorprendente que algunos a sus 16 años ya no puedan convivir sin alcohol.
X- Naaah.. ¿A poco usted no toma?
GP- Nop, no tomo.
Y- Pero seguro antes sí llegó a tomar mucho y así, luego lo dejó.
GP - Cierto, fui a rehabilitación a los seis años, a los ocho vi la luz y empecé una nueva vida...
XY- Jajajajaja.

No se que me sorprende más, que no sepan distinguir entre ciertas costumbres o que me hablen de usted.

0 comentarios: