martes, junio 24, 2008

No usen a los bebés como muñecos ventrílocuos


NO LO HAGAN. Por favor.

Es molesto. No es simpático. Es de mal gusto.

Si quieren pedir favores, tirar caca, tirar indirectas; díganlo sin hacer voces infantiles con el bebé en brazos.

Los bebés tienen cara de sistema "digitaliza-todo"; pelan los ojos, tienen cara de mal genio. Sumando esa cara con la voz sobrepuesta del pariente o adulto en cuestión, no logran un efecto mágico, créanme.
En alguna ocasión comenté que odiaba los anuncios publicitarios de pañales ¡Por eso mismo!

Ya no se qué es peor, que los vistan de angelitos y los manden en presentaciones de power point o eso.

P.D. Hace días soñaba que paría un perrito: un caniche miniatura.

0 comentarios: